Media Técnica

Para el ITI. Zipaquirá, constituye un gran reto  formar a sus estudiantes para afrontar las actuales y futuras crisis por las cuales atraviesa nuestro país en todas sus regiones, departamentos y municipios.

La construcción colectiva de una nueva realidad escolar estará en función de la capacidad institucional para re significar los conceptos de trabajo escolar, calidad de vida, dignidad humana, inclusión, intereses educativos comunitarios e intereses formativos individuales.

 

El área técnica determina los criterios  básicos a evaluar, teniendo como marco de referencia las competencias, los estándares curriculares y laborales como una mirada global  a lo CONCEPTUAL (aprender a aprender), a lo PROCEDIMENTAL (aprender a hacer) y a lo ACTITUDINAL (aprender a ser) del desarrollo curricular, de tal manera que la evaluación final contempla los tres aspectos anteriores:

  1. En el proceso de exploración vocacional se evalúa mediante la aplicación de los formatos establecidos para determinar el alcance de las competencias.
  2. La información establecida en el proceso de exploración vocacional es determinante para la elección de la especialidad del estudiante.
  3. Serán promovidos aquellos estudiantes que hayan alcanzado las competencias básicas determinadas para el grado respectivo.
  4. Promoción anticipada, durante el primer periodo, los docentes recomendarán al Consejo Académico, previo consentimiento de los padres, la promoción anticipada del estudiante que demuestre un rendimiento superior en lo cognitivo, procedimental y actitudinal (Decreto 1290 Artículo 7).
  5. Todo estudiante deberá cumplir con el Plan de Estudios de la Institución según lo establecido en la Ley 115 de 1994, Artículo 23. Para la educación Básica:

Ciencias Naturales  y Educación Ambiental.

Ciencias Sociales: Historia, Geografía, Constitución, Democracia y Urbanidad.

Educación Física, Recreación y Deportes.

Educación Religiosa.

Educación Artística.

Educación Ética y Valores

Humanidades: Castellano e Inglés

Matemáticas.

Tecnología e Informática.

En los grados de SEXTO A NOVENO. Áreas de:

Tecnología Industrial, desarrollada en los siguientes módulos: Metrología, Instrumentación, Equipamiento, Materiales, Procesos Técnicos, Seguridad e higiene Industrial, Diseño

Dibujo Técnico.

Para la Educación Media Técnica, además de  las áreas fundamentales y obligatorias, contempladas en la Ley 115, se adoptan: Ciencias Económicas, Ciencias Políticas, Filosofía, Área Técnica, Emprendimiento (Proyecto de grado según especialidad) y Dibujo Especializado.

En el contexto contemporáneo, se traduce el concepto de ser autónomo como alguien que es plenamente  consciente de sus derechos y los ejerce con respecto a los demás, cumple con sus deberes individuales y sociales, hace uso de sus libertades con responsabilidad, conoce con claridad sus garantías constitucionales y da cumplimiento a sus obligaciones y compromisos, en su relación consigo mismo, con la familia, con la sociedad, con la naturaleza y con la cultura.

Mientras la obligación del Estado radica en el imperativo deber de dedicar, dentro de sus posibilidades económicas y financieras los recursos necesarios para la satisfacción de los derechos económicos, sociales y culturales del hombre; es deber de la Institución Educativa y de sus estamentos construir los Proyectos Educativos Institucionales (PEI) que le permitan su desarrollo integral en todas las dimensiones posibles al alumno.

En ese orden de ideas el Instituto Técnico Industrial adopta la teoría del derecho-deber, de la libertad-responsabilidad y de la garantía constitucional – obligación – compromiso individual y social, como bases de concreción de la autonomía personal, de la autonomía institucional y de la autonomía territorial  y nacional.

Se concibe la educación como un derecho fundamental de la persona y como un servicio público, que tiene función social, para  facilitar el acceso al conocimiento, a la ciencia, a la tecnología y a la cultura universal (Art. 67).

El ITI de Zipaquirá  propende a la verificación del goce del derecho fundamental de la educación en su población usuaria, intentando que se combine con el cumplimiento de los deberes propios del trabajo escolar, con el ejercicio de las libertades individuales y sociales en forma responsable y con las garantías constitucionales, cumpliendo con las obligaciones y compromisos que tiene cada persona para consigo mismo y para con la sociedad y la naturaleza.